Rándom

Curiosidades y comentarios sobre la nueva Sabrina

Sabrina, the Teenage Witch (Sabrina, la bruja adolescente, en hispanoamérica) es quizá mi primer acercamiento con el género fantástico, con lo sobrenatural, aunque no con el terror, pues como muchos recuerdan, la serie estaba lejos de causar pesadillas o generar miedo (algo que sí me ocasionaron los episodios de “La Casita del Horror” de Los Simpson y Barbas, de Charmed).

Sí, esa soy yo después de ver los episodios de Los Simpson especiales para Halloween.
Barbas_reads_Tanjella
Este es Barbas, por si no lo recuerdan…

La serie se estrenó probablemente en México en 1998 o 1999, cuando Televisa firmó contratos con Nickelodeon y comenzaron las transmisiones de su contenido en Canal 5 (quizá los que crecieron con cable la hayan visto antes, pero sé que es el caso de pocos, pues las telecomunicaciones en esa década distan mucho de lo que son hoy). En ese entonces yo tenía 7 u 8 años, y no me perdía los episodios que creo, pasaban con mucha frecuencia e intercalaban con la otra exitosa serie protagonizada por la joven, casi niña, Melissa Joan Hart, Clarissa lo explica todo.

Los millennials han de recordar a Clarissa por este famoso gif.

Sabrina era un personaje con el que me identificaba: nueva en la escuela, con algunos bullys rondando, un poco rara y con pocos amigos. Seguro no fui la única que se vio reflejada en la bruja adolescente, porque lo cierto es que la serie tuvo un éxito enorme, el cual permitió que 15 años después de que finalizara, se hiciera un remake adaptado para nuevas generaciones, pero adecuado para los nostálgicos y otros tantos.

Lo que acabo de asegurar es atrevido, porque en realidad Sabrina, the Teenage Witch se debe al éxito del personaje en el cómic Archie’s Mad House, donde apareció por primera vez en 1962, y de donde derivaron varios cómics teniéndola como protagonista y tres series animadas (Sabrina and the Groovie Goolies 1970, The Sabrina the Teenage Witch Show 1970-1974 y The New Archie and Sabrina Hour 1977). Sin embargo, y eso es un hecho, la versión más exitosa (hasta ahora) es la que creó Nickelodeon, ¿o cómo explican siete temporadas y 163 episodios transmitidos, además de dos (un tanto penosas) películas?

Lo cierto es que la mayoría de los niños que crecieron en la década de 1990, recuerdan a Sabrina con cariño y la mayoría, hoy adultos, corrió a ver Chilling Adventures of Sabrina (Las escalofriantes aventuras de Sabrina) con el afán comparativo (e innato) que se manifiesta en todos de vez en cuando (“¿Es mejor el libro o la película?”, “¿Es mejor él remake que la versión original?”, “¿Es mejor el nuevo actor o el anterior?”, etc); no obstante, cometen un error al juzgar la nueva serie desde esa óptica por dos sencillas razones: la primera es que no pertenece al género de la comedia, sino al terror; y la segunda es que el escritor y guionista de la nueva historia jamás pretendió revivir a la Sabrina de Melissa Joan Hart, sino todo lo contrario, y buscó alejarse de la chispeante adolescente (con la que él también creció, aunque nació en la década de 1970) y entregar un producto distinto.

Hay que decir que lo consiguió, y la Sabrina de 2018 nos evoca a las Halliwell de Charmed (Hechiceras), a Buffy the Vampire Slayer (Buffy, la cazavampiros), obviamente a las cintas Rosemary’s Baby (El bebe de Rosenary), The Omen (La Profecía) y Suspiria (también conocida en Hispanoamérica como Alarido), y a producciones más recientes como The Witch (La Bruja), de acuerdo con el propio escritor y guionista Roberto Aguirre-Sacasa, de ascendencia nicaragüense, (por si estaban con el pendiente) e incluso me parece presente un guiño harrypotterezco (no busquen el término, lo acabo de inventar) pero puede que esté alucinando.

Chilling Adventures of Sabrina es una serie construida cuidadosamente, la luz, los colores y cada cosa que aparece en las escenas tiene significado. No es casual que en el primer cuadro veamos a Sabrina y sus amigos en el cine, disfrutando de La Noche de los Muertos Vivientes de George A. Romero. Tampoco son casuales los gestos de las calabazas que aparecen detrás de los personajes casi todo el tiempo (porque el Halloween ya está cerca, ya está sucediendo o acaba de pasar), ni mucho menos que el papá de Harvey Kinkle trabaje en las minas y sea la persona a la que parece temer más el novio de Sabrina. Todo lo que ocurre y lo que vemos ha sido elegido meticulosamente.

Réplica de una estatua que se localiza en Detroit, Arkansas y pertenece a una organización satánica. En la serie, la escultura forma parte de la Academia de las Artes Ocultas y se dice que los productores se han ganado una demanda por utilizarla.

La época en la que se desarrolla la trama es un tanto anacrónica (de ahí mi referencia a la saga de Harry Potter), pues existe la tecnología (vemos a Ambrose usar una laptop) pero al parecer nadie en Greendale ocupa los celulares (ejem… O no tanto como nosotros).

A la par que la historia central: Sabrina quiere vencer al Diablo para ganar su libertad y mantener su poder, también descubrimos una subtrama muy interesante, sobre todo para los apasionados de la novela negra, pues ronda un cazador de brujas suelto y ya cometió un crimen, el espectador debe descubrir quién es siguiendo las pistas, y aunque resulta un tanto evidente, el misterio no se resuelve para el último capítulo. 

Sin duda, Chilling Adventures of Sabrina no es para los asustadizos, porque tiene muy buenos efectos que los harán dar varios saltos y hasta tener pesadillas, y aunque de pronto tiene momentos muuuuy melosos, tampoco esperen encontrar una historia de amor como en la serie de los noventa, que terminó con el suspiro de muchos televidentes al ver a Harvey y Sabrina unir sus corazones una (y por última) vez más.

¿Ya se dieron cuenta de que aquí Kiernan Shipka (acritz que interpreta a Sabrina) le da un aire a Emma Watson?

Hay momentos graciosos, pero por la ironía, no porque sean cómicos por naturaleza, ¿o a ustedes no les causa ningún efecto saber que las brujas y hechiceros entablan juicios y están sometidos a cierta burocracia? ¿Y qué tal saber que los hermanos mayores practicantes del satanismo tienen derecho a matar cuantas veces quieran a sus hermanos menores? ¿No? ¿Tampoco? Bueno, pues entonces está claro que ya perdieron el sentido del humor, aunque la ventaja de ello es que aún así podrán disfrutar de esta serie hecha no para los nostálgicos, sino para los amantes del terror y apasionados de las buenas historias.

Así que déjense de puritanismos (literalmente), siéntense frente a la pantalla, coman pan de muerto y disfruten de una excelente historia que sin duda los dejará con un gran sabor de boca, además de que (sólo por el apego) los hará buscar en internet todas las temporadas de Sabrina, the Teenage Witch (sí, yo lo hice) y se darán cuenta de que, a pesar de las diferencias, ambas series tienen su mérito y ambas tienen coincidencias en la trama central.

Anuncios

0 comments on “Curiosidades y comentarios sobre la nueva Sabrina

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: